Dieta sana y ejercicio para prevenir un aumento de peso en la menopausia

El aumento de grasa en cintura y caderas se debe a la edad
 
prevenir un aumento de peso en la menopausia   La menopausia trae consigo varios síntomas que cada mujer acusa de manera diferente. Sofocos, ansiedad, irritabilidad, problemas para dormir, melancolía, sequedad vaginal o disminución del deseo sexual están entre los más comunes. Muchas mujeres también se quejan de aumento de peso en una zona muy localizada: el abdomen. Suele aumentar la masa abdominal porque se almacena más grasa en la cintura y en las caderas y, además, resulta más difícil que antes adelgazar.

Al ocurrir en torno a la menopausia, este cambio en la figura se achaca a los cambios en el metabolismo que sufre el cuerpo de la mujer. De hecho, se suele dar por sentado que la menopausia engorda. Sin embargo, un reciente estudio de la Universidad Monash de Melbourne (Australia) matiza esta afirmación y asegura que el aumento de peso durante la menopausia en realidad se debe a la edad y al envejecimiento natural.
     

Menopausia: causas del aumento de peso

El estudio de la universidad australiana desmonta el mito de que la menopausia en sí misma sea la causa directa que provoca el aumento de peso. Sin embargo, es cierto que en esta etapa se dan cambios en el metabolismo de las grasas y los glúcidos que hace aumentar más fácilmente la grasa en la cintura y provoca el temido cambio en la silueta de la mujer.

Algunos expertos en nutrición señalan que los verdaderos culpables del aumento de peso son los cambios en los estados anímicos, la ansiedad e incluso la depresión que pueden aparecer en las mujeres como consecuencia de la bajada de estrógenos. Estos cambios psíquicos hacen que muchas mujeres coman más y combatan esos síntomas con alimentos poco saludables, como los dulces.
 
 
       
 

Hábitos sanos previos a la menopausia

       
  Hábitos sanos previos a la menopausia   Para llegar a la menopausia en buenas condiciones de salud y combatir esta situación que ninguna mujer desea, los profesionales recomiendan prevenir mediante una dieta saludable, hábitos sanos y ejercicio físico.

Si estos buenos hábitos existen ya cuando la mujer entra en esta etapa, ayudarán a enfrentarse a ella en mejores condiciones. Pero también es importante mantenerlos a lo largo del tiempo.
   
  Las mujeres viven la menopausia cada vez más como una fase normal del organismo femenino. No por llegar a ella hay que abandonarse y dejar de sentirse a gusto consigo misma. Tanto en el ámbito físico como en el psíquico es recomendable prestar atención a la dieta y hacer ejercicio de forma constante. También ayuda realizar actividades fuera de casa y relacionarse con otras personas. Todo ello para afrontar esta nueva etapa con la mayor naturalidad y en las mejores condiciones posibles.